La elegancia de la sencillez


La elegancia de la sencillez
Siempre hago el mismo comentario: menos es más. Esa es mi opinión, y salvo petición expresa de mis clientes, mis diseños son sencillos, limpios, sin recarga alguna, procurando mantener una linealidad en su conjunto. A ese comentario sumo la maravillosa carta blanca y algo que va mucho con mi personalidad: ideas fijas. No hay manera: si se plasma algo en mi mente, no lo puedo modificar. He de llevarlo a cabo así, tal cual. Y esta tarta fue el resultado de todas las combinaciones anteriores.

A esto se suma la idea de que la homenajeada no se lo esperaba para nada, y esto hizo que la motivación fuera mayor para lograr una enorme sonrisa. Se trataba de un bizcocho de amapolas con relleno de mango.
Flores realizadas a mano, en mi taller escuchando “Viva la vida” de Coldplay, con colores suaves…no hay nada mejor para relajarse y dejar pasar las horas.

La persona que ha encargado este detalle quería que perdurara  por lo que las flores están realizadas para que duren muuuucho tiempo.

Al terminar estaba muy orgullosa con el resultado: sencilla pero elegante, sin estridencias….preciosa en definitiva. Ojalá haya gustado a su destinataria.

Hay 1 comentario

Add yours
  1. 1
    tiendas gourmet

    No podría estar más de acuerdo con el título del artículo. La sencillez puede ser muy elegante, y desde luego que lo has conseguido. Un saludo y enhorabuena por el blog!

Los comentarios están cerrados.